Nueva York: niño negro de 8 años fue esposado por jugar con un palo

El informe de la CCRB detalla varios casos de jóvenes negros vigilados por actividades inocuas, tales como chocar los cinco, correr, llevar mochilas, jugar con palos o caminar en la calle.

0
186

Un niño negro de 8 años fue esposado por jugar con un palo. Un niño negro de 11 años fue detenido y registrado después de un apretón de manos. Un joven negro de 17 años fue empujado contra una cerca por llevar una mochila.

Estas son solo algunas denuncias recientes de mala conducta contra los agentes del Departamento de Policía de Nueva York, según un informe de la Junta de Revisión de Quejas Civiles (CCRB por sus siglas en inglés), una agencia de la ciudad que investiga y entrega conclusiones sobre las quejas de mala conducta policial.

El informe de la CCRB publicado este lunes, examina 112 quejas completamente investigadas que involucran a jóvenes neoyorquinos entre enero de 2018 y junio de 2019. En conjunto, ilustran la tensa relación entre la policía y los jóvenes negros y muestran una razón por la cual las personas protestan contra el racismo sistémico en la vigilancia policial.

De acuerdo con el informe, de 112 denuncias investigadas que involucran a jóvenes, el 29% fueron verificadas, lo que significa que ocurrieron y fueron inadecuadas debido a la preponderancia de la evidencia.

Además, el 42% no tenía fundamento, lo que significa que no hay pruebas suficientes para determinar si ocurrió una mala conducta; 13% fueron exonerados, lo que significa que la conducta ocurrió pero no fue inapropiada; y el 10% eran infundadas, lo que significa que se descubrió que la presunta conducta no había ocurrido.

El informe también ofreció varias recomendaciones, incluso para que la policía de Nueva York incluya la edad y la raza en sus datos sobre el uso de la fuerza.

En un comunicado, el Departamento de Policía de Nueva York señaló que en enero lanzó una estrategia para prevenir y abordar la delincuencia juvenil.

Frente a los llamados de los manifestantes para quitarle los fondos a la policía, el alcalde de Nueva York Bill de Blasio dijo este domingo que planea transferir algunos fondos de la policía a los servicios sociales y juveniles.

El defensor público de la ciudad de Nueva York, Jumaane Williams, dijo que los datos de la CCRB eran impactantes pero no sorprendentes en su contexto.

La vigilancia excesiva de las comunidades negras se extiende claramente a nuestros jóvenes, y aunque estos números son impactantes, no son sorprendentes en el contexto de una administración que mantiene la mayoría de los fondos de la policía de Nueva York en su presupuesto ejecutivo mientras recorta los servicios para jóvenes”, dijo.

El informe de la CCRB detalla varios casos de jóvenes negros vigilados por actividades inocuas, tales como chocar los cinco, correr, llevar mochilas, jugar con palos o caminar en la calle.

Si desea más información, le sugerimos ver el siguiente enlace:

Artículo anteriorFallece Pau Donés, la voz principal del grupo Jarabe de Palo
Artículo siguienteSe metió un cable por la uretra y terminó atorado en su vejiga

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí