Los pumas del Parque Yellowstone están dando positivo en peste negra

Un estudio desarrollado desde 2005 a 2014 demuestra que estos felinos se están viendo afectados regularmente por las bacterias responsables de la peste.

0
260

Mientras el Coronavirus copa todas las portadas, un grupo de investigadores de la Universidad de Cambridge ha encontrado otro patógeno mucho más antiguo en los pumas de Yellowstone: el de la peste. De momento, y por si tenías curiosidad, las posibilidades de que lo transmitan al hombre son casi nulas.

Los investigadores llevan nueve años realizando tests a los pumas que viven en la zona de Yellowstone en busca de casos de la enfermedad. Casi la mitad de los animales del conocido parque han dado positivo en anticuerpos del bacilo responsable de la peste (47%). Asimismo, cuatro de los once pumas muertos sobre los que se practicaron necropsias dieron positivo en la enfermedad.

La muestra es pequeña, pero los investigadores explican que ha servido para revelar una cosa: la prevalencia de la peste entre los grandes felinos del parque es mucho mayor de lo que se creía, y comparable a la detectada en zonas como Four Corners, uno de los principales focos de peste en Estados Unidos.

¿Significa esto que debamos preocuparnos? En absoluto. De hecho es una noticia relativamente buena porque significa que los pumas, que son una especie especialmente vigilada y monitorizada, pueden servirnos de indicador sobre la evolución de la enfermedad en diferentes áreas para así valorar mejor si en algunos estados hay que tomar medidas al respecto o no.

Mark Elbroch, principal autor del estudio y director de un programa de conservación de la especie explica a IFL Science que no hay razón alguna para temer a los pumas a raíz de esta noticia: “El ciudadano medio tiene cero posibilidades de contraer la peste por un puma, así que por favor, no interpretéis estos resultados como una razón pare temer a estos animales”.

Como nota al pie, los autores del estudio recomiendan a los cazadores o a las personas que recorren Yellowstone no entrar en contacto con los pumas (no es una especie especialmente simpática de todos modos), ni tocar o manipular sus cuerpos si se los encuentran muertos.

El bacilo causante de la peste (Yersinia pestises un viejo conocido de los microbiólogos y está muy lejos de haber desaparecido. Simplemente está contenido a determinadas especies de animales salvajes.

De vez en cuando aparece una ardilla, un perro de la pradera o algún otro animal salvaje infectado de la enfermedad, pero la transmisión de animales a seres humanos es rarísima, y las actuales medidas de higiene hace que sea prácticamente imposible que se extienda en la sociedad actual.

Eso por no mencionar que, a diferencia del Coronavirus, es una enfermedad totalmente tratable.

El último caso de contagio del que se tiene constancia fue el de un joven que contrajo la peste tras acampar en el Parque Natural de Yosemite en 2015. el caso inmediatamente anterior a ese se remonta a 2006. En ningún caso se debió a los pumas. El CDC mantiene una página informativa sobre cómo se contagia la peste a seres humanos en el ecosistema estadounidense.

Originalmente, la peste era una enfermedad de las ratas, pero el principal vector de transmisión de una rata a otra son las pulgas, y las pulgas también pican a otros animales, entre ellos los perros, las ardillas, los humanos o los pumas.

La enfermedad también puede contagiarse por contacto con fluidos o tejido contaminado, o por vía aérea si una persona entra en contacto directo con pequeñas gotas de saliva que emite otra persona infectada al toser. Este es el único medio de transmisión de humano a humano.

En la antigüedad, la peste ha sido responsable de numerosas pandemias como la plaga de Justiniano (en el año 541) o la peste negra de 1347. Es el agente infeccioso que más muertes ha causado solo por debajo de la Malaria.

Es normal que leer que la mitad de los pumas analizados de Yellowstone son portadores de la enfermedad, pero eso no significa nada a menos que regresemos a las costumbres higiénicas de la edad Media y decidamos convivir con suciedad, ratas y pulgas. [Universidad de Cambridge vía IFL Science]

Si desea más información relacionada con el planeta animal. le sugerimos ver el siguiente enlace:

Artículo anteriorEstas son las nuevas restricciones de visas de trabajo en EE. UU.
Artículo siguienteTerremoto en México: Sismo de magnitud 7,4 sacude Oaxaca y deja dos muertos

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí