Alertas por lluvias artificiales en Emiratos Árabes Unidos

El país ‘creó nubes’ para enfrentar ola de calor. Sin embargo, la lluvia arreció más de lo debido.

0
165

En Emiratos Árabes Unidos se llevó a cabo un inusual proyecto con el cual se busca combatir las sequias y las dificultades climatológicas producidas por una ola de calor. Las temperaturas en esa zona han oscilado entre los 44 y los 48 grados centígrados.

El país de Medio Oriente creó una especie de ‘lluvia artificial’ a raíz de la siembra de nubes. Esto se vio, principalmente, en Dubái.

El problema radica en que, ahora, las precipitaciones son mucho más fuertes y ocurren con una frecuencia tan inusitada que preocupa a los habitantes de los Emiratos.

El Centro Nacional de Meteorología de Emiratos Árabes Unidos (NCM, por sus siglas en inglés) fue quien impulsó la ‘siembra de nubes’.

¿Cómo lo hicieron? Según reseñaron varios medios locales, el NCM envió drones que lanzaron descargas eléctricas y otras sustancias en las nubes existentes. Esto, al parecer, propiciaría la aparición acelerada de lluvias.

La entidad suele difundir imágenes y videos del procedimiento y de los resultados.

La otra cara de la moneda la desveló ‘The Nacional News’, medio local de EAU.

Desde hace dos semanas, indica el periódico, las fuertes lluvias azotan algunas zonas de Dubái. Esto hace que la movilidad se dificulte y existan riesgos incluso domésticos en torno a la precipitación.

El centro emitió una advertencia sobre vientos de 40 km / h que levantan nubes de polvo, reducen la visibilidad en las carreteras y crean condiciones difíciles en el Golfo Pérsico”, puntualizó la publicación.

El medio también indicó que las lluvias intensas se unen a las férreas tormentas de viento y de polvo que causan estragos en las zonas más cercanas a los desiertos.

Y mientras ocurren las dificultades climáticas, el NMC creó una especie de ‘domo científico’ para brindarle a la ciudadanía una explicación a la insólita variedad de climas cada vez más fuertes.

¿Qué es la lluvia artificial?

La comentada iniciativa de Emiratos Árabes Unidos consiste en enviar diversas sustancias en el aire para estimular o acelerar el proceso de las micro partículas de las nubes y provocar la precipitación.

Según portales especializados, en el proceso se utilizan sustancias como yoduro de plata o dióxido de carbono congelado. Esta última es una mucho más familiar de lo que suena, pues es el popular ‘Hielo seco’.

Maarten Ambaum, profesor de la Universidad de Reading (Inglaterra), trabajó en uno de los múltiples proyectos de lluvia artificial impulsados por EAU. Él conversó con el medio ‘BBC’ y explicó que esta cosecha nubosa funciona “como el pelo seco en un peine”, ya que “utiliza un dron para liberar cargas eléctricas en las nubes, lo que ayuda a que las gotas de agua se fusionen y se peguen para formar precipitaciones”.

La fusión, tras el impulso de los drones, ocurre con mayor rapidez de la habitual y promete acelerar la caída de la lluvia.

Según la agencia ‘EFE’, los proyectos de siembra de nubes han sido planteados y efectuados en otros lugares con dificultades climatológicas como Cuba (zonas en sequía) o Bangkok (combatir la contaminación del aire).

En 1984 se llevó a cabo un plan piloto de estimulación de nubes sobre los embalses de Bogotá con el fin de provocar lluvias.

“El informe del plan piloto estableció que, horas después de realizar los 33 disparos con cápsulas de yoduro de plata, cayó un fuerte aguacero cerca de los embalses que surten a Bogotá”, indicó el texto.

Si desea más información relacionada, le sugerimos ver el siguiente enlace:

700 millones de personas podrían sufrir sequía extrema en 2100, según estudio

Artículo anteriorNational Geographic dice que el mundo tiene un quinto océano
Artículo siguienteObservan chimpancés matando gorilas. El cambio climático podría ser la causa