Aprueban nueva liberación de millones de mosquitos genéticamente modificados

El objetivo es reducir la población de insectos y retrasar la propagación de enfermedades por parte de los mosquitos.

0
277

La Agencia de Protección Ambiental de EE. UU. (EPA) ha aprobado dos años más para probar los mosquitos genéticamente modificados como método de control vivo de plagas, continuando con un programa piloto que comenzó en 2021 en los Cayos de Florida y ampliándolo a hasta cuatro condados de California (EE. UU.).

Mosquitos alterados genéticamente

Se trata de mosquitos macho, OX5034 Aedes aegypti, creados por la empresa de biotecnología Oxitec, que han sido modificados para portar genes que matan a las hembras, que son precisamente las que pican y transmiten enfermedades. La diferencia entre un mosquito normal y uno alterado genéticamente no se puede detectar a simple vista, pero el resultado es aplastante: los machos han sido modificados genéticamente para expresar la proteína tTAV-OX5034. Dicha proteína se transmitirá y matará a la descendencia femenina, que es responsable de picar e infectar a las personas con enfermedades.

Cuando estos machos se aparean con hembras locales, de las crías, solo sobreviven los machos. Las hembras mueren poco después de nacer. Los que hereden este gen también condenarán a su futura descendencia femenina para combatir enfermedades transmitidas por mosquitos como el dengue, la fiebre amarilla y el virus zika.

Una vez aprobado por la EPA, la primera ola se lanzará este año, aunque no está claro exactamente en qué momento, ya que requiere de la aprobación regulatoria estatal en Florida y California.

Un plan para acabar con las enfermedades transmitidas por mosquitos

La jefa de asuntos públicos globales de Oxitec, Meredith Fensom, dijo que si bien la aprobación de la EPA cubre un condado de Florida y cuatro en California y la liberación de más de 2.000 millones de mosquitos macho genéticamente alterados en todos los estados, se planea que el lanzamiento sea mucho más limitado, cubriendo solo Florida Keys y expandirse a Visalia en el condado de Tulare, California.

La compañía Oxitec informó que Aedes aegypti, considerada una especie invasora, constituye una pequeña fracción de la población total de mosquitos en Florida, pero representa una gran cantidad de casos de enfermedades humanas. La empresa liberará, concretamente, 2 400 millones de mosquitos genéticamente alterados en dos períodos entre 2022 y 2024.

Este proceso, esperan los científicos, aplastará las transmisiones de enfermedades transmitidas por mosquitos y protegerá a las poblaciones vulnerables. Esto también funcionaría para reducir la población de especies invasoras, lo que ralentizaría aún más la transmisión de enfermedades, aunque eso todavía es teórico. Pero no todo el mundo está de acuerdo con este plan.

Preocupaciones

Los grupos ambientalistas están preocupados por el impacto de los insectos modificados genéticamente.

Los científicos han encontrado material genético de mosquitos transgénicos en poblaciones silvestres en niveles significativos, lo que significa que los mosquitos transgénicos no son estériles. Los mosquitos transgénicos podrían generar muchos más problemas ambientales y de salud de los que resolverían. La EPA necesita hacer una revisión real de los riesgos potenciales y dejar de ignorar la oposición generalizada en las comunidades donde ocurrirán las liberaciones”, explicó Dana Perls, Gerente del Programa de Alimentos y Tecnología de Amigos de la Tierra (FOE, Friends of Earth) y residente de California, en un comunicado de prensa.

Friends of the Earth espera apelar a los reguladores estatales para evitar la liberación de miles de millones de mosquitos, alegando que no hay datos disponibles públicamente para respaldar la idea de que conducirán a una reducción de las enfermedades transmitidas por mosquitos.

Según el Centro para la Seguridad Alimentaria, este experimento es inútil. “Es un experimento peligroso e innecesario ya que no hay casos de dengue, fiebre amarilla, chikungunya o Zika adquiridos localmente en California”, acalra Jaydee Hanson, directora de políticas del Centro para la Seguridad Alimentara. Informe extraído de muyinteresante.es

Si deseas más información relacionada, te sugerimos ver:

Artículo anteriorLas mejores fotos submarinas del 2021
Artículo siguienteLa Teoría de la Mente y el síndrome de Asperger